Mensaje en ocasión del Día Internacional de la Preservación de la Capa de Ozono vr, sep 13, 2013

16 septiembre de 2013 Los desafíos extraordinarios exigen respuestas extraordinarias. Hace una generación, las naciones del mundo acordaron tomar medidas definitivas para proteger la capa de ozono e iniciaron así un proceso intergubernamental que abrió nuevos caminos.

En nuestro empeño por aplicar las decisiones de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible (Río+20), celebrada en 2012, el notable éxito del Protocolo de Montreal Relativo a las Sustancias que Agotan la Capa de Ozono constituye una luz de esperanza, pues da protección a la capa de ozono, contribuye significativamente a la mitigación del cambio climático y nos recuerda que, ante los peligros que amenazan nuestra existencia, las naciones del mundo son capaces de cooperar por el bien común.

Confío en que ese éxito inspire a la comunidad internacional y le aporte la información necesaria para trazar una nueva visión y un marco flexible para el período después de 2015, la fecha límite para la consecución de los Objetivos de Desarrollo del Milenio. El desarrollo sostenible, facilitado por la integración del crecimiento económico, la justicia social y la ordenación del medio ambiente, debe convertirse en el principio rector y la norma de funcionamiento en nuestra labor a snivel mundial.

En este Día Internacional de la Preservación de la Capa de Ozono, felicito a todos los que han hecho del Protocolo de Montreal un ejemplo sobresaliente de cooperación internacional. Insto a los gobiernos, la industria, la sociedad civil y los demás asociados a trabajar con ese mismo espíritu ante otros grandes problemas ambientales y de desarrollo de nuestra época.

 
comments powered by Disqus