United Nations Environment Programme

Version para imprimir

<<Atrás>>

Módulo 7: Mantenimiento

El sistema de inyección de combustible y el sistema de distribución difieren según la antigüedad del vehículo y dependiendo de que utilice combustible diésel o gasolina. Los vehículos más antiguos tienen sistemas de distribución y de inyección controlados mecánicamente que requieren controles periódicos y deben ajustarse manualmente para “afinar” el motor.


Los modernos vehículos (por lo general, los camiones fabricados después de 1994 y los vehículos de pasajeros fabricados después de 1990) tienen sistemas de inyección electrónicos que se ajustan automáticamente varias veces por segundo. Estos vehículos no se pueden “afinar” manualmente. No obstante, todavía hay varias partes del sistema de inyección de combustible y de distribución que deben controlarse y reemplazarse si están viejas y gastadas. Las partes de todos los sistemas de inyección de combustible electrónicos que pueden desgastarse son la bomba de combustible (el corazón de todo sistema de inyección de combustible electrónico), el inyector y el regulador de presión. Las partes que por lo general deben sustituirse o limpiarse en los vehículos diésel son las toberas diésel y el inyector.


Las piezas que deben reemplazarse periódicamente en todos los vehículos -tanto antiguos como modernos- son las bujías, el filtro de aire, el filtro de combustible y algunos filtros de control de emisiones. Al cambiar el aceite, es esencial emplear aceite de buena calidad, de conservación de energía y con un grado de viscosidad que sea compatible con el grado especificado en el manual del vehículo. Solicite en su garaje o en una estación de servicio bien equipada aceite con un grado de finura adecuado. Cuando se reemplazan las bujías, el técnico debería controlar los alambres de encendido y la tapa y el rotor si su automóvil o camión los tienen.

El humo negro y pesado que sale de un tubo de escape es una señal evidente de que el vehículo tiene un motor diésel que no está funcionando bien. El humo negro es el resultado del exceso de combustible en los motores diésel; esto aumenta la fuerza motriz pero consume más combustible. Además, el humo negro también puede deberse al hecho de conducir en condiciones de alta elevación. Si usted está conduciendo constantemente en elevaciones altas, es importante que haga ajustar su vehículo a esas condiciones. Las causas más frecuentes del humo negro proveniente de vehículos con motores diésel son los inyectores sucios y el desgaste de la boquilla de la tobera. El afinado del motor y la realización de las reparaciones necesarias reduce las emisiones y mejora el consumo de combustible.



Autobús de transporte de escolares (diésel) en Nairobi. Fotografía: Max Ahman


La presión de los neumáticos tiene un efecto importante en el ahorro de combustible, la seguridad del vehículo y la vida de los neumáticos. Según un estudio realizado por la Agencia Internacional de Energía (IEA),, hasta un 30% de los vehículos tienen uno o más neumáticos inflados insuficientemente. Los neumáticos poco inflados pueden aumentar el consumo de combustible a razón de varios puntos porcentuales. EL IEA estima también que el consumo de combustible aumenta entre un 2.5 - 3% por cada libra por pulgada cuadrada (psi) por debajo de la presión óptima del neumático. Consulte las etiquetas fijadas en las puertas de su vehículo en las que figuran las recomendaciones acerca de la presión mínima de inflado con los neumáticos fríos.


Alineación de las ruedas: Si las bandas de rodamiento muestran un desgaste irregular, es que las ruedas no están correctamente alineadas. Unas ruedas que luchan entre sí desperdician combustible y se gastan rápidamente. Una rápida mirada al desgaste de las bandas de rodamiento de su vehículo puede indicarle si las ruedas están correctamente alineadas. El desgaste que sólo está presente en un lado de la rueda es señal de una mala alineación. Un taller de neumáticos bien equipado puede alinear sus ruedas.

Para más información sobre inspección y mantenimiento >> www.cleanairnet.org

<<Atrás>>